A celebrar su vida.

A celebrar su vida.

Celebro su vida.
Bien dicen, que de política y religión no se debe hablar. ¡Pero me decidí arriesgar! Pues nuestras creencias provenientes de esos temas son muy arraigadas, y en muchas ocasiones nos pueden provocar sufrimiento. El día de hoy, es un día especial para lo que tenemos creencias cristianas. Pues nos abre una gran oportunidad para conectarnos con un maravilloso maestro de amor como lo es Jesús, pero también junto con esa oportunidad, por el otro lado viene la culpa, que proviene del miedo.

 

Para mí, Jesús no murió por nadie, al menos a mi, esa idea me hizo sentir culpable cada vez que cometía un “pecado”, pues sentía que le había fallado. A pesar que en realidad cada caída representaba un aprendizaje. Lo cual considero que es algo basado en el miedo y no el amor. Por el contrario, creo firmemente que Jesús vivió por el amor, y al hacerlo lo hizo por el, por ti y por mi.

 

De hecho una maravillosa practica de el, fue la compasión. No te veía por tu pasado, sino por tu presente. No importaba que hubieras hecho, sino que hoy eres lo que eres, amor.

 

El gran mérito de él, fue permitir que Dios se expresará a través de él. Seguir su destino hasta las ultimas consecuencias. Por lo que fue la máxima expresión del amor. Un gran ejemplo de amor puesto en práctica.

 

Sus milagros, son cosas que cada uno de nosotros puede llegar hacer, si seguimos su ejemplo y su camino, podemos hacer que sus acciones hayan valido la pena. Al ser amor, es como en verdad lo honramos.

 

Creo que más que sentirnos mal por que murió, debemos sentirnos maravillosos por que alguien logró ser amoroso a sus niveles. Es decir, elegir  el amor en vez del miedo. Al final, fue lo que vino a enseñar.

 

Fue tan humano como cualquiera, pero conectado con Dios como pocos. Aunque una conexión disponible para todos.

 

Cuando se nos invita a ser como Jesús, Buda o Mahoma, se nos invita no a que seamos ellos, sino que descubramos en nuestro interior que hay la misma capacidad para ser luz en medio de tanta tiniebla.

Que el amor sea.

 

¡Todo por Jesús!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s