¡Lo bonito de estar presente!

¡Lo bonito de estar presente!

Que bonito es estar presente.
 

Hace muy poco tiempo, me empecé a dar cuenta de que al estar en reuniones, conversaciones o juntas, tendía a estar disperso, totalmente desconectado del momento. Observé como me empezaba a estresar, sentía mi ritmo cardiaco elevándose, y que además empezaba en mi un comportamiento obsesivo, y lo peor, era que no me daba cuenta.

 

El ir aprendiendo a cobrar consciencia, me ha permitido dame cuenta de cosas que pasan en mi, y en mi alrededor que antes no me daba cuenta. La verdad es que me encantaría decir que logré la perfección (no tener miedos ni emociones bajas), pero lo que se logra después de un poco de camino espiritual, es poder ser consciente y actuar. Lo cual es más que suficiente.

 

¿Cómo me distraía? Principalmente con el celular, abriendo Facebook, páginas de noticias, correos, chats, lo que hacía que me fuera, aunque yo creía que no.

 

Pero después de darme cuenta de la afectación que vivía, logré tomar una determinación: ¡Estar presente! Y sobretodo averiguar lo que esto significa. El resultado, sorprendente.

 

Haciendo un contraste, de como vivo las cosas hoy en día a antes, empecé a enfocarme más en estar presente. Descubrí en mi algunas cosas relevantes: no me sentí sin energía, mi mente quería fugarse del momento, pero la logré mantener presente, estuve en completa y absoluta paz interior, y sobretodo a pesar de estar en juntas de trabajo o platicando con mi esposa, me sentí enormemente pleno, sin importar la situación.

 

Esa es justo la magia de estar presente, hasta en las actividades que no necesariamente son lúdicas, uno se puede sentir en el centro. Y las que si lo son, disfrutarlas con mayor intensidad.

 

Nota aparte, es que antes me burlaba de todo este asunto de estar en tu centro. Pues pensaba que era algo esotérico y no le veía el resultado práctico. El cual lo es, la base es simple, mantener la mente en el aquí y el ahora, sin distracciones.

 

La verdad, hoy te hago una gran invitación, intenta dejar el celular, y regresa a nuestra capacidad infantil de estar en el presente intensamente. Ahí donde los niños son felices, cualidad que aun tenemos, es cuestión de dejarla fluir.

 

Namasté.

 

pd. Aquí en México es el día del niño: ¡Felicidades a tu niño/a interior!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s